Archivo del Autor: admin

XII semana de acción global contra contra la deuda y las IFIs: De dónde venimos, dónde estamos y hacia dónde nos precipitamos

In memóriam de Thomas Sankara

Este lunes 15 de octubre celebramos la efeméride del asesinato de Thomas Sankara, quien fue presidente de Burkina Faso y primer mandatario Africano en denunciar la opresión de la deuda como nueva forma de colonialismo.

Sankara se enfrentó abiertamente al Banco Mundial (BM) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) en la década de los 80, denunciando cómo sus préstamos a los países periféricos (la mayoría antiguas colonias de Asia, África y América Latina) lejos de buscar su desarrollo, estaban sirviendo para perpetuar la sumisión colonial a los intereses de las potencias imperiales neoliberales. Sus políticas precisamente se centraron en evitar toda ayuda externa, intentando reducir la deuda que él calificó como odiosa, para evitar las imposiciones externas de estas instituciones financieras internacionales (IFIs). Para conseguir la autosuficiencia estatalizó todas las tierras y recursos naturales del país, realizó una reforma agraria para acabar con la hambruna y dio prioridad a la educación como único camino hacia la verdadera emancipación de su pueblo.

Su lucha contra la deuda, el desacato a las imposiciones de las IFIs y el miedo a que sus políticas antineoliberales se extendieran a otros países de África provocaron un golpe de estado tras un atentado que acabó con su vida en 1987.

La primera gran crisis de la deuda en los países de la periferia del Sur

Sankara observó cómo desde la época de los 60 el excedente de capital en las economías centrales vio una oportunidad de negocio en la financiación del desarrollo de los países llamados del Tercer Mundo, quienes rápidamente mordieron el anzuelo de los créditos fáciles. De este modo la deuda en estos países se multiplicó por 12 en poco más de una década. Sin embargo, en la mayoría de los casos el dinero de los créditos no se utilizó para financiar el desarrollo de sus pueblos, sino que sirvió para enriquecer a las élites corruptas de estos países, en connivencia con las mismas instituciones que concedieron los créditos. De esta manera, los pueblos de la periferia del Sur se vieron atados a una deuda ilegítima que en absoluto contribuyó a su desarrollo y que tuvieron que empezar a pagar con sus trabajos y recursos naturales.

Fue así como en 1982, tras la subida unilateral de los tipos de interés por parte de EEUU, Méjico primero y otros países después no pudieran afrontar los vencimientos de los títulos de deuda adquiridos, provocando así la primera gran crisis de la deuda en el Sur[1]. Es en este momento cuando el BM y el FMI ponen en marcha la segunda fase del plan y acuden al rescate concediendo nuevos préstamos a cambio de la imposición de los planes de ajuste estructural. Estos planes orientaron las economías de estos países hacia la exportación de materias primas, imprescindibles para el metabolismo de los países industrializados y la transferencia de fondos hacia el Norte para la amortización de deuda. Desde entonces y hasta la entrada del siglo XXI se estima que por cada dolar prestado a los países de la periferia del Sur, estos devolvieron 8 y aún así seguían debiendo 4[2], lo que evidenció que la deuda no sólo era ilegítima sin o que además era impagable. El servicio a la deuda supuso un recorte drástico del gasto social, la reducción de los salarios y la privatización de los servicios públicos, mermando las ya de por sí exiguas posibilidades de desarrollo de los países endeudados, dando lugar a la que vino a llamarse la década perdida[3]. Pero lo más grave de todo fue la pérdida de soberanía de estos pueblos que volvieron a estar dominados, como en su época colonial, por las grandes potencias centrales y sus multinacionales.

La segunda gran crisis de la deuda en los países centrales

En los países más industrializados la deuda también empezó crecer significativamente a partir de la década de los 70, sobre todo después de que EEUU abandonase el patrón oro y la reserva federal, seguida de los bancos centrales de las principales economías, empezasen a generar dinero para estimular la economía tras el fin de los “treinta gloriosos” de la posguerra. Sin embargo, su volumen de deuda pública no empezó a ser un problema hasta que la globalización del capitalismo financiero comenzó a utilizar sistemáticamente la deuda como principal mecanismo de generación de dinero para conseguir tasas de crecimiento aún mayores en base a la especulación financiera.

De este modo, empezaron a financiarse burbujas especulativas de todo tipo (inmobiliarias, tecnológicas, energéticas, alimentos, etc.)[4] que cuando explotaban provocaban profundas crisis económicas debidas al impago de las deudas. Burbujas cada vez más frecuentes, más globales y de mayor volumen que afectan a casi la totalidad de las economías del plantea. La más reciente ha sido la crisis de la deuda desencadenada en 2007 por la quiebra de la burbuja de las hipotecas subprime. Esta crisis provocó la quiebra de muchos bancos financieros y en muchos estados como el español, el gobierno tuvo que endeudarse para rescatar a los principales bancos privados[5], llevando la deuda pública a niveles nunca antes vistos.

El incremento de la deuda pública debido a la socialización de las pérdidas de la banca y las empresas privadas fue generalizada en casi toda la UE, pero fueron las economías periféricas de la zona euro (España, Italia, Irlanda, Portugal y Grecia) las que tuvieron que ser rescatadas por el Banco Central Europeo. Como contrapartida, estos estados se vieron obligados a realizar duros recortes en el gasto social y las políticas públicas siguiendo el dictado de los planes de austeridad impuestos desde la Comisión Europea o la Troika. El mayor expolio se ha dado en Grecia, donde los ajustes han supuesto , además de recortes sin precedentes en sanidad, educación y salarios de funcionarios, la privatización de multitud de servicios públicos como el suministro de agua, energía, refinerías, loterías, puertos, minas, e incluso la venta de islas.[6]

La historia sufrida por los pueblos de la periferia del Sur se repetía ahora en la periferia del centro, y las mismas recetas de los planes de ajuste estructural de los 80 se repetían ahora en los planes de austeridad impuestos por la Troika. La injerencia cada vez mayor de organismos supranacionales como la Comisión Europea en materias como la política fiscal o presupuestaria de los estados evidencia la pérdida de soberanía de los pueblos de los estados centrales. El caso más humillante se dio de nuevo en Grecia cuando el gobierno de Syriza acepto el rescate de la Troika desoyendo a la mayoría de la población que manifestó rotúndamente su rechazo en un referéndum.[7]

Las futuras crisis de la deuda

Tras la crisis de 2007 numerosos gobiernos anunciaron legislaciones más estrictas para controlar los flujos financieros, y se llegó hablar de refundar el capitalismo, pero lo cierto es que prácticamente nadie ha puesto coto a la desregulación de los mercados financieros y la deuda mundial ha seguido creciendo por encima del PIB, superando ya los 200 trillones de dólares americanos, lo que equivale a casi el triple del PIB mundial.

Lo paradójico es que los principales responsables de la crisis han seguido haciendo negocio estos años y no han dejado de aumentar sus beneficios, a costa de cargar el yugo de la deuda sobre los hombros de la/os trabajadora/es y el medio ambiente.[8].

La deuda pública de los estados centrales ha aumentado hasta niveles insostenibles, y lo más preocupante es que las grandes potencias que han liderado el capitalismo son ahora las más endeudadas, entre ellas EEUU, Japón y la UE. Todo hace presagiar, si se quiere evitar el impago, que nos esperan décadas de control férreo del déficit mediante nuevos ajustes y recortes, a no ser que algún estado tenga la determinanción para negarse al pago de sus deudas ilegítimas.

Los países de la periferia del Sur, por su parte, se han beneficiado estos años de los bajos tipos de interés tanto en EEUU como en la UE y de la subida de los precios de las materias primas debidos a la alta demanda. Ello les ha permitido reducir sus deudas y liberarse un poco del corsé impuesto por las IFIs. Sin embargo, mientras sus economías sigan endeudadas y dependiendo de la exportación de materias primas, el riesgo de que los tipos de interés puedan subir o el precio de las materias primas bajar, puede volver a ponerlos contra las cuerdas. Esto está empezando a pasar ya en algunos estados como Venezuela que han anunciado recientemente la suspensión de pagos, o Argentina, que ha vuelto a aceptar un rescate del FMI sin haber aprendido la lección de su anterior crisis.

Mientras tanto, por la propia lógica de acumulación del sistema capitalista, que necesita de un crecimiento económico continuado para sostenerse, irremediablemente se gestarán nuevas burbujas especulativas para dar salida al enorme volumen de dinero que actualmente circula en los mercados financieros. Algunas de ellas ya han comenzado a crearse durante la última crisis, como es el caso de las criptomonedas[9], las materias primas escasas (lítio, uranio, fosfatos, oro o incluso alimentos básicos), las redes sociales, el suelo, o la compra de títulos de deuda de economías emergentes como la de China. El calentamiento de estas burbujas dará lugar a una nueva fase de expansión y euforia en los mercados, aumentando de nuevo el endeudamiento. Y su posterior pinchazo, a otra fase de de recesión y crisis de deuda. La profundidad de estas crisis futuras dependerá del volumen de las burbujas, pero observando la evolución de las burbujas del último siglo[4:1], los ciclos de expansión-recesión cada vez tienden a ser más frecuentes y de mayor magnitud.

En principio nada podría poner límites a un crecimiento económico fundado en la emisión de deuda y en la confianza de los inversores. Sin embargo, no podemos olvidar que en última instancia, son los bienes tangibles y servicios de la economía física productiva, los que permiten mejorar nuestras condiciones de vida, y hoy por hoy, estos son incapaces de sostener los frágiles cimientos de la confianza en los que se fundamenta la desproporcionada pirámide del crecimiento de la economía financiera.

Llamamiento al no pago

En el último medio siglo la deuda se ha convertido en el principal instrumento del capital para seguir manteniendo un crecimiento económico irreal y para someter a los pueblos de la periferia del sistema a sus intereses. Una periferia que se extiende cada vez más y que ya no es geográfica sino socioeconómica, separando al 1% que se beneficia del capitalismo financiero del 99% que lo sufre. Una periferia que esconde, a su vez, otras periferias, porque la deuda somete más a los más pobres y sobre todo a las mujeres, pues son estas las que más han sufrido las políticas de austeridad.

El sistema deuda se ha ido apropiando poco a poco de la soberanía de los pueblos, dejando democracias de paja que bailan al son de los mercados financieros. Para recuperar la soberanía, es imprescindible acabar con el sistema deuda, y ello sólo lo puede lograr la ciudadanía organizada, ya que los actuales gobiernos están secuestrados por el propio sistema.

Afortunadamente, en los últimos años cada vez hay más voces críticas con este modelo injusto y han surgido distintas plataformas como la Plataforma Auditoría de la Deuda (PACD)[10] que plantean la realización de Auditorías Ciudadanas como instrumento de empodaremiento de las poblaciones para identificar las deudas ilegales o ilegítimas y la posterior suspensión unilateral de su pago. No cabe duda de que el No pago de estas deudas ilegítimas supondría un duro revés para la banca y los grandes fondos buitre que hasta ahora han tenido sus espaldas cubiertas por los estados, obligándoles a ser mucho más cautos y prudentes en sus inversiones.

Como diría el visionario Thomas Sankara, ¡NO DEBEMOS, NO PAGAMOS!

Notas

  1. El Banco Mundial y la crisis de la deuda del Tercer Mundo : Puesta en perspectiva historica ↩︎
  2. La deuda externa, veinte años después ↩︎
  3. La década perdida en América Latina ↩︎
  4. Cronología de las crisis y burbujas financieras ↩︎ ↩︎
  5. La ilegitimidad de los rescates a la banca en el Estado español ↩︎
  6. El acuerdo con Grecia muestra la guerra entre democracia y mercados en la UE ↩︎
  7. La dignidad del pueblo griego arrasa en las urnas ↩︎
  8. La crisis aflora más de 10.000 nuevos millonarios ↩︎
  9. Bitcoin y la nueva burbuja especulativa de las criptomonedas ↩︎
  10. https://auditoriaciudadana.net/ ↩︎

III Encuentro de la Red Municipalista contra la Deuda en Rivas

Este fin de semana 2, 3 y 4 de febrero se celebra el III Encuentro municipalista contra la Deuda Ilegítima y los Recortes organizado por la Red Municipalista y el Ayuntamiento de Rivas. La Red cumple ya dos años desde se se creó en Oviedo (ver Manifiesto Oviedo) para hacer frente a las políticas que anteponen el pago de la deuda ilegítima a los derechos de las personas, y en particular a la Ley Montoro que está constriñiendo a muchos ayuntamientos impidiendo que puedan llevar a cabo las políticas del cambio para las que habían sido elegidos.  El ejemplo más palmario lo tenemos en Madrid, donde el gobierno de Ahora Madrid pretendía aprobar unos presupuestos que contemplaban una aumento significativo del gasto social gracias al superávit del Ayuntamiento, pero que finalmente ha sido impedido por Hacienda, obligandoles a destinar el superavit al pago anticipado de la deuda, tal y como impone el artículo 135 de la Constitución, y forzando la destitución del concejal de Economía y Hacienda Carlos Sánchez Mato, uno de los mayores opositores a Montoro.

El encuentro será abierto por el propio Carlos Sánchez Mato y constará de talleres y ponencias donde se abordarán fórmulas para una financiación y fiscalidad justa para las entidades locales, se compartirán experiencias y herramientas de auditorías ciudadanas de la deuda y las políticas públicas y se debatirá sobre los límites del municipalismo en el modelo democrático actual. Puedes consultar el programa completo más abajo.

Inscríbete aquí.

Conclusiones del AuditFest – Nota de Prensa

Cargos municipales y movimientos sociales llaman a la creación de un frente municipalista contra la deuda ilegítima y la austeridad

• Más de 100 personas representantes de más de 30 municipios y movimientos sociales se citan en Barcelona.
• “La forma de cumplir con nuestras obligaciones es saltarse la regla del gasto dando batalla hasta última instancia”, Carlos Sánchez Mato, concejal de Economía y Hacienda del ayuntamiento de Madrid.
• “Necesitamos crear un frente municipalista que camine hacia el impago de la deuda”, Rubén Rosón, concejal de Economía del ayuntamiento de Oviedo.

Barcelona, 15 de Octubre – El encuentro #AuditFest, celebrado los pasados días 14 y 15 de octubre en la Nau Bostik en el barrio de la Sagrera de Barcelona, ha reunido a más de un centenar de personas, entre cargos electos locales, personal técnico municipal y activistas de movimientos sociales, provenientes de más de una treintena de municipios del Estado. El éxito de las jornadas, organizadas por la Plataforma Auditoria Ciudadana de la Deuda (PACD), obligó a cerrar el periodo de inscripciones varios días antes de las mismas. Sigue leyendo

Nota de prensa #Auditfest

#AuditFest reúne en Barcelona a representantes de ayuntamientos y movimientos sociales para avanzar en las Auditorías Ciudadanas

La Plataforma Auditoría Ciudadana de la Deuda (PACD) organiza un encuentro el 14 y 15 de octubre en Barcelona para avanzar en la creación de un frente municipalista contra la deuda y la austeridad con más de un centenar de participantes de municipios de todo el Estado.

BARCELONA, 11 Octubre – Los próximos 14 y 15 de Octubre tendrán lugar en la Nau Bostik de Barcelona unas jornadas de debate y construcción de alternativas organizadas por la Plataforma Auditoria Ciudadana de la Deuda. Las jornadas #AuditFest están destinadas a ayuntamientos y movimientos sociales para dar apoyo y avanzar en la realización de auditorías ciduadanas y la promoción de políticas municipalistas en favor de las mayorías.

Más de un centenar de regidor@s, concejal@s, tecnic@s y miembros de candidaturas municipales y movimientos sociales participaran en los debates y talleres organizados por la PACD. En concreto se daran cita en el encuentro representantes de los ayuntamientos de Barcelona, Madrid, Cádiz, Oviedo, Badalona, Sabadell, Terrassa, Ripollet, Barberà del Vallès, Cervelló, Cornellà de Llobregat, El Prat de Llobregat, El Vendrell, Moià, Sant Andreu de la Barca, Sant Esteve Sesrovires, Sant Joan Despí, Sant Pere de Ribes, Santa Coloma de Cervelló, Santa Eulària des Riu, Vilanova i la Geltrú, Vilassar de Mar, Maó, Palma, Eïvissa, Benetússer, Calviá, València, Alcalá de Guadaíra (Sevilla), Écija (Sevilla), Jerez de la Frontera, Majadahonda, Rivas, Valladolid, San Fernando de Henares y San Juan de Aznalfarache (Sevilla). Sigue leyendo

AuditFest el 14 y 15 de octubre

Desde la Plataforma Auditoría Ciudadana de la Deuda – PACD Barcelona estamos organizando el #AuditFest; una propuesta para un encuentro que tendrá lugar el 14 y 15 de octubre centrado en temas de auditoría, gestión de deuda y otras políticas públicas municipales. El encuentro está dirigido tanto a técnicos municipales, regidores, concejales, interventores, y otros representantes políticos (en el gobierno o en la oposición), como a miembros de grupos políticos y militantes de movimientos sociales.  [en català al continuació]

AuditFest.Web

Contexto y propuesta:

A partir de las últimas elecciones municipales en mayo de 2015 ha habido un cambio de relaciones de poder institucional en muchos municipios a nivel de todo el Estado español. Numerosos grupos progresistas y candidaturas ciudadanas han conseguido representación en los consistorios municipales creando una nueva situación de oportunidades y retos.

Este nuevo panorama político ha dado lugar a que numerosos ayuntamientos recojan la iniciativa de hacer auditorías ciudadanas, trabajada desde los movimientos sociales a lo largo de los últimos años, y se propongan iniciar auditorías ciudadanas de la deuda y de la gestión publica y con ellas se planteen cuestiones como la no priorización del pago o incluso su impago en casos de deuda ilegítima. Otras cuestiones como la transparencia, el derecho a la información, la rendición de cuentas, análisis y evaluación ciudadana de la gestión pública, la (re)municipalización de los servicios, etc, se tornan políticas prioritarias para muchos consistorios.

Sin embargo el reto es poder disponer de herramientas para aterrizar esas demandas en propuestas, procesos y políticas públicas concretas, que cuenten además con la participación de la ciudadanía. Es por ello que desde la Plataforma Auditoría Ciudadana de la Deuda (PACD) en Barcelona queremos organizar un evento que nos sirva precisamente para eso, para concretar las demandas sociales en políticas concretas y reales. Sigue leyendo

[FIRMA] El nuevo gobierno del Estado español debe auditar la deuda pública con activa participación ciudadana

Estos días estamos viendo cómo los partidos políticos que se presentan a las elecciones del 26J lo hacen sin tan sólo mencionar la deuda en sus discursos. Es evidente que sin abordar la cuestión de la deuda no se puede avanzar hacia políticas que beneficien a la mayoría social. Y para abordar la cuestión de la deuda es urgente realizar una auditoría con participación ciudadana activa para poder analizar en profundidad los mecanismos que cargan sobre la mayoría de la población deudas de las que no somos responsables y que justifican un retroceso de derechos sin parangón en las últimas décadas. 

3monos26J-3

Desde la Plataforma Auditoria Ciudadana de la Deuda (PACD) entendemos que durante esta campaña electoral o se habla de deuda o no se está abordando una cuestión clave del presente y futuro de este país. Por ello estamos difundiendo el manifiesto “El nuevo gobierno del Estado español debe auditar la deuda pública con activa participación ciudadana” (a continuación). Si estás de acuerdo, te invitamos a que te unas firmando el manifiesto (ver al final del manifiesto las firmas recogidas hasta ahora). La última semana de campaña electoral lo haremos llegar a las diferentes candidaturas con las firmas recogidas. 

Sigue leyendo