Bancos, Nuestro trabajo, Portada, ¿Sabías que...?

¿Sabías que … el Gobierno ha empezado a privatizar Bankia?

SABIAS QUE 21

Como seguramente ya sabes, el gobierno nacionalizó Bankia en mayo de 2012 para evitar que quebrara, es decir, lo rescató con el dinero de todo/as. Y ahora devuelve el banco a manos privadas.

De hecho, ya ha vendido un 7,5% de las acciones que poseía y aunque sigue siendo el accionista mayoritario, su intención es desprenderse del resto de las acciones que posee a lo largo de los próximos dos años. Afirman que el objetivo es recuperar el dinero público empleado invertido en su rescate y que, además, sería “la guinda” que mostraría que el sistema financiero español está saneado, tal y como afirma nuestro ministro de Economía, Luis de Guindos.

Todo forma parte de la campaña general para convencernos de que la economía está saliendo de la crisis y que, de ahora en adelante, todo marchará viento en popa. Pero ¿Qué certeza tenemos de que con la privatización de Bankia no volveremos a encontrarnos en la misma situación de quiebra dentro de un tiempo? y al menos ¿Recuperaremos lo gastado en su rescate? Continue reading

FacebookTwitterMeneameWordPressTumblrMarcador
Bancos, Noticias

Carlos Sánchez Mato: “Certezas sobre el Banco Malo. Malo no, peor.”

Fuente: sistemasfinancieros 11 diciembre, 2012

El proceso de reestructuración y recapitalización del sector bancario español avanza por la senda establecida en el Memorándum de Entendimiento rubricado por el Gobierno español el 20 de julio del presente año.

Se ha publicado el Informe de Oliver Wyman que limita las necesidades de capital a un máximo de 53 mil millones de euros y excluye de posibles déficit de capital a Santander, BBVA, Caixa, Sabadell, Unicaja, IberCaja, BBK y Bankinter. El objetivo del Gobierno, el Banco de España y las autoridades europeas ha sido, en todo momento, minimizar las necesidades de capital de las entidades en un vano intento de que se restablezca la confianza en las mismas. Para cumplir con este objetivo, la consultora estadounidense, a cambio de un módico precio de 31 millones de euros, ha sobreestimado la capacidad que los bancos españoles tienen de soportar las inevitables pérdidas que ocultan en sus balances. Continue reading